La ultraderecha mexicana y el asalto a Los Pinos

Por: Rafael Santiago Pagán Rappo

Ricardo Salvador Otero Sánchez

 

Los acontecimientos en Ayotzinapa, a finales de septiembre del año pasado, precipitaron las acciones populares contra el presidente Enrique Peña Nieto y dieron cause a innumerables reivindicaciones sociales. Las protestas de la ciudadanía, aunque si bien siempre reivindicaban la exigencia de la presentación de los 43 estudiantes desaparecidos, no se limitaron a este asunto. Junto con la demanda de justicia contra el Crimen de Estado cometido en Ayotzinapa se unieron otros reclamos sociales que no habían encontrado cause para su expresión.

Ayotzinapa
Ayotzinapa

La exigencia social de la renuncia de EPN y la ausencia de respuesta gubernamental a la desaparición de los estudiantes encresparon el periodo electoral iniciado en enero del presente, evento tradicionalmente indiferente a los ciudadanos mexicanos. La incapacidad del ejecutivo federal, y todo su equipo, para detener las constantes protestas sociales precipitó la aparición pública de la ultraderecha mexicana. A partir de las declaraciones de Lorenzo Servitje Sendra ante los medios de comunicación, el decir y el actuar del Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, ha sido represivo e intolerante a las protestas sociales. México se encuentra en una encrucijada donde la alternativa de un gobierno diferente se enfrenta a la reacción violenta de la ultraderecha mexicana.

Miguel Ángel Osorio Chong
Miguel Ángel Osorio Chong

El efecto inmediato del descubrimiento de la podredumbre del Partido de la Revolución Democrática (PRD), su relación con el narcotráfico, con las prácticas más corruptas del quehacer político mexicano y su vinculación con el partido gobernante, PRI (Partido Revolucionario Institucional), estimuló el crecimiento exponencial de Morena (Movimiento Regeneración Nacional). Aunado a lo anterior y el crecimiento en número de posibles votantes por Morena, desató la rabia publicitaria contra Andrés Manuel López Obrador, publicidad generalmente presentada en año electoral para la presidencia. La ultraderecha mexicana ha tomado cartas en el asunto y ha asumido el poder práctico en el control del país, se rehúsa rotundamente a aceptar una victoria electoral de AMLO.

Andrés Manuel Lopéz Obrador
Andrés Manuel Lopéz Obrador

En términos policiaco-militar el banderazo de salida para la embestida social lo dio Lorenzo Servitje Sendra, fundador del Grupo Bimbo y prominente ultraconservador, al llamar a la Coparmex a cerrar filas en torno a Enrique Peña Nieto a finales de enero del presente, lo que significó para la ultraderecha la toma del control de las fuerzas de seguridad del Estado mexicano. El ejemplo inmediato lo podemos ver en los sucesos ocurridos después de las declaraciones de Servitje Sendra, y que culminaron con la toma de Acapulco, Chilpancingo y la autopista del Sol por los elementos policiaco-militar compuestos por efectivos del  Ejército, la Marina y a la Policía Federal. En unas cuantas horas 700 elementos de élite controlaron la Autopista del Sol, la zona de Acapulco y la ciudad de Chilpancingo.

Lorenzo Servitje Sendra
Lorenzo Servitje Sendra

El orden de los sucesos en este cambio de “poderes” es revelador para entender lo está ocurriendo tras bambalinas en el palacio de gobierno, como diría Jesús Reyes Heroles, en política la forma es el fondo. En una absurda conferencia de prensa el titular de la Procuraduría General de la República, Jesús Murillo Karam, declaró que, “la verdad histórica de los hechos en el caso Ayotzinapa es que los 43 normalistas fueron ejecutados e incinerados en el basurero de Cocula, Guerrero”, lo que para fines prácticos significó el cierre del caso de Ayotzinapa. Sin ningún miramiento y sin exponer el más mínimo argumento señaló,  “no hay una sola evidencia de que el Ejército haya participado de alguna manera en los hechos”,  (http://www.jornada.unam.mx/2015/01/28/politica/002n1pol). Durante la noche del mismo día las fuerzas federales tomaron  Guerrero (http://www.jornada.unam.mx/2015/01/29/politica/008n1pol). El solapado “Golpe de Estado” por la ultraderecha mexicana se entiende al notar que el primer grupo en ser avisado sobre el éxito del operativo policiaco-militar de la toma de las principales ciudades de Guerreo fue la asociación empresarial Coparmex (http://www.jornada.unam.mx/2015/01/29/politica/013n4pol). No existe información alguna de que este operativo haya sido discutido o informado al gobernador interino de Guerrero y mucho menos de que se le haya notificado sobre su éxito. El resto del país se enteró de tal operación policiaco-militar como algo secundario al ser entrevistado el  Secretario de Gobernación una vez finalizado el acto político-partidista que el Secretario mantenía con sus colegas priistas (http://www.jornada.unam.mx/2015/01/30/politica/009n1pol).

 Jesús Murillo Karam
Jesús Murillo Karam

El ejercicio del poder policiaco-militar en la administración del control social que ejerce la ultraderecha mexicana se confirma en el acto de la firma del convenio entre el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y las secretarías de Marina y Defensa, donde le presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur), Enrique Solana Sentíes señaló, “Por ningún motivo permitiremos que se metan a los cuarteles”… “Es meterse a las entrañas de la sociedad mexicana, la parte más íntima de nuestro ser y dijimos que no aceptamos que se abran los cuarteles a nadie que no sea el ejército”, al ser cuestionado sobre la demanda de los padres de familia de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa de acceder a cuarteles militares en busca de sus hijos. La firma de este aparente convenio tiene como objetivo la detección de “focos rojos” en temas de seguridad. http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2015/02/13/no-permitiremos-que-se-metan-a-los-cuarteles-advierte-dirigente-empresarial-4682.html. Nunca, en la historia de México se había visto que el Ejército mexicano rindiera honores y explicaciones a un grupo de empresario. De acuerdo a la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos, el Ejército se debe a la Patria, a la Nación y no a un grupo de trúhanes. El Ejército está obligado a someterse a la jefatura del ejecutivo federal, el cual es su máximo Jefe, no a las agrupaciones Narco-Empresariales. Las acciones vistas del Ejército son un descredito a la Nación y demuestran el sometimiento de éste a poderes extraños a la Constitución. Al igual que en Michoacán, y probablemente pronto en Oaxaca, en Guerrero se llevó a cabo un “Golpe de Estado” exigido por el sector empresarial, ya que en estos territorios del país se ve en peligro la acumulación de capital. Sospechamos que EPN ya no gobierna el país.

A diferencia de Televisa que ha tratado de posicionar al gobernador de Chiapas, Manuel Velasco Coello, como posible candidato a la presidente en el 2018, el sector empresarial de ultraderecha prefiera a Rafael Moreno Valle. En términos políticos el gobernador de Puebla es más afín al discurso autoritario-ultraconservador de este sector. Además de su “pedigrí político” y su relación con el mundo del saqueo al erario público, Rafa-gobernador, como él se hace llamar, no se inmuta en el ejercicio de la represión social.

Manuel Velasco Coello
Manuel Velasco Coello

Los cambios sociales que acarrean el neoliberalismo, las exigencias políticas para la acumulación de capital mediante las operaciones de mercado y el mecanismo de los precios requieren de un marco de estructuras institucionales (leyes, propiedad privada, contratos y seguridad monetaria-dinero) para su desenvolvimiento efectivo. De acuerdo a David Harvey, en el Nuevo Imperialismo, “Un Estado fuerte, armado con fuerzas policiales y el monopolio sobre los instrumentos de violencia puede garantizar ese marco institucional y proporcionarle dispositivos constitucionales bien definidos.” Los sectores empresariales de ultraderecha entienden que en México estas garantías se están perdiendo con todo y las reformas constitucionales recientemente efectuadas por EPN, por lo que se requiere alguien capazmente autoritario para restablecer el Orden. Esta persona, en estos momentos, sería Rafael Moreno Valle.

Rafael Moreno Valle
Rafael Moreno Valle

La ultraderecha mexicana intenta imponer un sistema político que retome los valores religiosos-católicos y que promueva una moral ultraconservadora que unifique la nación en el marco de su ideología de “progreso”. Para los disidentes y “revoltosos” se tendrán las leyes que garanticen su encierro por bastantes años. No hay nada nuevo ni creativo en esto, simplemente se desempolvó la vieja consigna porfirista de “Orden y Progreso”, sólo que en esta ocasión se pretende que el país considere suyo este discurso. El candidato de la ultraderecha para establecer un sistema de esta naturaleza sería Moreno-Valle, el cual ha sabido mantener la alianza que lo llevó a la gubernatura integrada por PAN-PRD-Panal-Convergencia y así dominar el Estado a su gusto. El gobernador de Puebla es lo suficientemente megalomaniaco como para envolatarse en un proyecto de esta naturaleza. Como gobernador controla férreamente tanto el Poder Legislativo así como el Judicial, ejemplo de esto es la referida “Ley Bala”, que originalmente preveía el uso de armas contra manifestantes aunque, posteriormente, ante la desaprobación pública, el Ejecutivo eliminó dicho apartado sin consideración del Poder Legislativo. En sus obras de concreto llamadas “Progreso”, se puede observar el despilfarro de los recursos públicos, con fines exclusivos de perpetuarse en la mente del “pueblo”. Las mega-obras carecen de toda proporción y utilidad para la ciudad de Puebla.

La ultraderecha mexicana ha tomado el poder ejecutivo y pretende validarse en las elecciones del 2015 e imponer un presidente en el 2018. No gozamos de una democracia verdadera, debemos tener claro en qué momento nos encontramos. Se avecinan eventos violentos para justificar la represión, hay que estar preparados.

 

Empresarios y militares-La Jornada
Empresarios y militares-La Jornada

2 comentarios en “La ultraderecha mexicana y el asalto a Los Pinos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s